País:


Rescatan espacios individuales en el diseño de oficinas

oficinas modernas

Las industrias más creativas se ubican, a menudo, en la vanguardia de las tendencias en el diseño de espacios de trabajo.Por ejemplo, las oficinas del Sillicon Valley, donde existen áreas para hacer deportes y jóvenes empleados trabajan recostados en “puffs” con ordenadores portátiles y auriculares de fantasía.

A pesar de tales innovaciones de diseño, sin embargo, los espacios “demasiado creativos” de trabajo, en realidad, pueden obstaculizar – no ayudar- el desarrollo de las capacidades creativas de los empleados.

Recientes investigaciones demuestran que la creatividad es cultivada en el lugar de trabajo, gracias a una combinación compleja de estructura y fluidez. Desde escoger los colores decorativos más adecuados hasta diseñar las áreas de forma que haya tranquilidad para trabajar, la receta para la creatividad máxima es una mezcla de principios de diseño innovadores e infalibles de trabajo con visiones equilibradas sobre conceptos como intimidad razonable y productividad individual.

Quizás la tendencia de diseño de espacios laborales más promovida desde la década pasada ha sido ” la oficina abierta”. Aunque esta disposición puede dar la impresión de innovación y vanguardia, estudios recientes muestran que esta idea puede afectar la productividad y la creatividad de sus colaboradores.

El psicólogo organizacional, Mathew Davis encontró que los niveles de concentración disminuyen y aumentan los de estrés, en una proporción claramente mayor, en oficinas abiertas y donde se promueve el trabajo colectivo de forma permanente,  que en espacios diseñados con criterios más tradicionales.

El sentimiento de intimidad psicológica que se genera en espacios individuales, sin duda, estimula el rendimiento laboral de manera clara, dice Davis. Además, huelga mencionar que los espacios abiertos generan más elevados niveles de ruido.

Otros análisis también han mostrado que aún una pequeña cantidad de ruido de fondo aumenta la carga de trabajo mental, lo que genera más cansancio, estrés y, por ende, una caída de la productividad de los trabajadores.

El diseño más eficaz de oficina, en función de estimular la creatividad en el trabajo, supone la combinación inteligente de áreas de colaboración abiertas y gratas, para el intercambio de ideas, con espacios individuales, donde los empleados puedan realizar cómodamente las labores que requieren esfuerzo y concentración individual.  

El diseño de una oficina funcional y moderna no tiene que ser un “dolor de cabeza”. “Como diseñadores, no creamos solamente un entorno de trabajo, sino que diseñamos la experiencia y el comportamiento que deben tener las personas que usan estos espacios”,  dice Ginny Caldwell, director de diseño interior en Southeast Venture.

El diseño de oficina debe reflejar una experiencia productiva y placentera de la gente y adaptarse a los diferentes modelos de trabajo que tienen las compañías. Las oficinas muestran mejor que cualquier otro discurso la calidad de la empresa, explica Caldwell.

Además de ofrecer espacios donde la gente puede cerrar su puerta para focalizarse en sus tareas concretas, un buen diseño de oficina debe tener en cuenta que la creatividad se puede desplegar en cualquier área. Caldwell sostiene que los espacios “colaborativos” deben ser abiertos, sin paredes cerradas, y con “looks” que recuerden un grato café, en función de que las reuniones sean más cordiales.

Los empleados conectados entre sí, de manera adecuada, son más felices y efectivos, advierte el diseñador.

En la misma manera en que las plantas necesitan del sol, también la creatividad se nutre de la luz natural. Integrar la luz solar en los espacios de trabajo permiten un trabajo más eficiente. La luz natural tiene efectos psicológicos y fisiológicos positivos sobre los empleados, lo que permite mejorar su desempeño.

Estudios demuestran que la luz natural tiene  efectos que mejoran el estado del humor  de las personas, exige menos esfuerzo visual y cerebral, en general, y es más “limpia”, por lo que anima la creatividad. Janetta Mitchell McCoy, profesora de diseño interior en la Universidad de Estado de Washington (WSU), encontró que cuando los estudiantes de instituto realizaron tareas de bricolajes en entornos naturales, con altos niveles de luz solar, un grupo de evaluadores independientes encontró que estos trabajos resultaron más innovadores que los realizados con plástico o drywall.

Aumentar los niveles de luz natural también mejora el aspecto de las plantas en la oficina, y tener espacios con plantas incide en la disminución del estrés de los empleados y en el incremento de la productividad. De hecho,  un reporte reciente de WSU encontró que, cuando se incorporaron plantas fueron en los laboratorios, los estudiantes mejoraron su rendimiento promedio en 12% y se redujeron, en general, sus niveles de tensión arterial.

Pensar el espacio de trabajo como un “invernadero de creatividad” debería ser un principio clave para desarrollar espacios más propicios para el desarrollo del pensamiento creativo.

Por: Jeff Bradford

www.fastcoexist.com

Traducción ALTAG

noviembre 23, 2014
Rescatan espacios individuales en el diseño de oficinas
Popups Powered By : XYZScripts.com