País:


Deuda venezolana seguirá marcada por la volatilidad petrolera

PETRÓLEO 1

La palabra que mejor describe el comportamiento del precio del petróleo en lo que va del 2015 es: desconcertante. A comienzo del año, no eran pocos los bancos de inversión que sostenían que el WTI tocaría niveles de 20 dólares, punto en que un grupo voluminoso de especuladores que apostaron al alza del crudo deberían vender sus posiciones largas realizando así sus pérdidas.

Este evento de toma masiva de pérdidas que marca el final de un mercado a la baja recibe en el argot de los mercados financieros el nombre de capitulación.

Hasta el momento, tal capitulación no ha sucedido y el marcador texano se ha movido en una banda de precios que oscila entre 44 y 56 dólares por barril, para la delicia de los vendedores de opciones tanto sobre el crudo como las acciones de empresas del sector.

No olvidemos que en momentos de alta volatilidad las primas de las pólizas de seguros (calls y puts) son más costosas.

En todo caso, el primer trimestre terminó y el segundo comienza a consumirse bajo el signo de la volatilidad del precio del petróleo. La tentación natural en este contexto es buscar referencias históricas que nos den algunas luces, y encontramos que de las cinco correcciones más de un 50% del precio del crudo en las últimas cinco décadas, sólo la de 1985-1986 se produjo por un exceso de oferta como sucede en la actualidad, y dicha corrección fue el comienzo de una década de precios bajos.

Existe un buen chance de que el patrón de precios que se generó a partir de 1985 y en los años subsiguientes no se vuelva repetir, porque la capacidad ociosa de la industria es equivalente al 5% de la demanda actual. Mientras que en 1985 era del orden del 15% y en aquel momento no existía la oferta de crudos de esquistos bituminosos que puede responder mucho más rápidamente a los cambios de precios del crudo que la oferta de crudos existentes en aquel momento.

Si a lo dicho, agregamos además el que no es muy obvio cómo reaccionará la demanda a este nuevo perfil de precios, no nos queda más remedio que pensar nos estamos metiendo en un tortuoso sendero de precios al alza, donde tal subida se verá interrumpida frecuentemente por caídas temporales que alimentarán la confusión y la subsecuente volatilidad de precios.

¿Qué pueden esperar los tenedores de la deuda venezolana denominada en dólares?: un desempeño condicionado por los vaivenes del crudo.

La subida de 20% del WTI del último mes (16/03-16/04) debe invitar a los inversionistas en los papeles venezolanos a evaluar si quieren seguir manteniendo estos títulos en cartera. Los niveles de precios actuales pueden ser ideales para que tomar beneficios o cortar perdidas, sobre todo aquellos que no soportan la idea de lidiar con un eventual default.

Quienes que decidan apostar a la emergencia de una tendencia de precios del crudo al alza, que favorecería enormemente la deuda venezolana, no deben olvidar a Job 1:21 que dice: “Desnudo salí del vientre de mi madre, y desnudo he de partir. El Señor dio y el Señor quitó; bendito sea el nombre del Señor”.

Por: Grupo Arca

* Empresa venezolana de análisis y consultoría financiera

abril 21, 2015
Deuda venezolana seguirá marcada por la volatilidad petrolera
Popups Powered By : XYZScripts.com